SEGUINOS EN

Analisis y Opinion del Motorola Defy MB525

12 Jul 2010
La USP de Motorola Defy es que es un celular robusto que no parece un celular robusto.
 
No está rodeado por voluminosos revestimientos de goma ni viene con los colores anti-imitación (para bien).
 
Sigue siendo un poco basto, con un tamaño de 59x107x13mm y 118g de peso y, sus pretensiones de celular de exterior resultan traicionadas por las arandelas de goma que cubren el voluminoso micro USB de alimentación / sincronización y la clavija de 3,5 mm para los auriculares, así como sus ostentos tornillos.
 
En la parte trasera hay una pestaña deslizante que mantiene la cubierta de la batería bien anclada en su lugar.
 
Bajo su resistente cubierta de Gorilla Glass, la pantalla táctil capacitiva multi- touch de 3,7 pulgadas ofrece una maravillosa resolución de 480x854 píxeles.
 
Los botones de control se mantienen al mínimo, con sólo un botón de encendido en la parte superior y un control de volumen en el lateral.
 
Los cuatro botones estándar de Android en la parte frontal del Motorola Defy son sensibles al tacto. Lleva la versión antigua Android 2.1, no la más reciente 2.2.
 
Está diseñado para ser resistente al polvo, la suciedad y al agua, y la certificación IP67 respaldada esta afirmación, por lo que  el celular debería ser resistente al agua hasta una profundidad de 1 metro durante diez minutos - suficiente para soportar una caída en un vaso de cerveza o en un charco.
 
También se supone que es resistente a los golpes, por lo que una caída desde la altura de la cabeza sobre una superficie dura no debería dañarlo.
 
La pantalla resistió varios golpes contra una mesa, una caída en la acera y varias embestidas con un afilado cuchillo de cocina sin daños aparentes.
 
Asimismo, funcionó bien después de que se nos cayera en el fregadero, aunque hay que decir que agua causa estragos en la capacidad de respuesta de la pantalla - tuvimos que limpiarla y reiniciar el celular, pero después todo funcionaba como si nada.
 
Aun así, Motorola no afirma que sea un celular para buceadores.
 
Una vez superado el aspecto más bien vasto del celular, nos queda un celular Android de gama media-baja.
 
El Defy tiene Wi-Fi, GPS y todos los elementos básicos que no hace mucho se consideraban lujos. También viene con Motoblur, el servicio basado en nube de Motorola.
 
Por una parte, reúne su Facebook, Twitter, correo electrónico, notificaciones de texto y más en un único lugar para que se mantenga al día de sus últimas actualizaciones sin importar la fuente, y también muestra enlaces directos a sus fuentes de actualización preferidas.
 
Asimismo, guardará sus contactos y otra información en la nube (en el servidor de Motorola, en realidad), para que pueda acceder a ella desde cualquier lugar si pierde su celular.
 
También puede cambiar el tamaño de las ventanas de Motoblur, algo que gustará a cualquiera que haya intentado meter muchos widgets en sus pantallas de inicio (siete en el caso del Defy).
 
El procesador es de 800MHz en vez de 1 GHz y está respaldado por 512MB de RAM, pero hay ocasionales signos de retraso, aunque nada demasiado desastroso.
 
El teclado estándar de Android viene precargado con Swype, al que cuesta un poco acostumbrarse, pero que le permite escribir palabras y frases sin levantar los dedos de la pantalla - al parecer el Libro Guinness de los Récords lo describe como la manera más rápida de escribir textos.
 
Ninguna de las funciones adicionales de Motorola afecta al funcionamiento del navegador web de Android y funciona perfectamente bien ayudado por el zoom mediante pellizco y la sensibilidad de la pantalla.
 
La cámara de 5 megapíxeles del Motorola Defy es efectiva aunque no excelente. Ofrece enfoque automático, flash, modos de escena entre los que se incluye Macro, y un zoom digital operado por el control de volumen.
 
También tiene geotagging, pero ni detección de rostros o de sonrisa ni enfoque táctil. Las imágenes son bastante nítidas aunque nos pareció que siempre salían algo oscuras, incluso en buenas condiciones de luz.
 
Graba vídeo a 640x480 píxeles hasta a 30 fps, lo cual no es malo aunque sí bastante inferior a los 720p del Motorola Milestone 2.
 
Los vídeos se ven bien en la pantalla de 3,7 pulgadas y trae la opción, muy útil, de estirar las películas para adaptarlas a la pantalla. También tiene una sencilla herramienta de edición de vídeo.
 
El reproductor de música suena bastante bien, incluso a través de los auriculares suministrados de aspecto barato, y puede integrarse con Last.fm y TuneWiki para compartir pistas de música y encontrar otras nuevas. Hay FM / radio Internet y podrá identificar el nombre y las letras de canciones misteriosas gracias a songID.
 
Dispone de una respetable memoria incorporada de 2GB para almacenar canciones y videos y viene con una tarjeta microSD de 2GB, que puede aumentar hasta 32 GB si lo desea.
 
La duración de la batería es adecuada, dando un día y medio de duración con un uso de moderado a fuerte.
 
Hay otros celulares Android más esbeltos, con más funciones y, sinceramente, con más clase.
 
Sin embargo, el Motorola Defy puede presumir con razón de ser más duro que el resto, y si eso es importante para usted, no le decepcionará.

Comentarios

Politica de Privacidad | Terminos | Contacto
© 2017 telefonosgsm.com Todos los derechos reservados.