SEGUINOS EN

Revision del Sony Ericsson Xperia X8, Precio, Caracteristicas

14 Apr 2009

Los teléfonos Android se están convirtiendo en el mejor accesorio y muchos fabricantes de celulares están peleando por lanzar su propio dispositivo al mercado.

Sony Ericsson ya ha cosechado éxitos relativos con su Xperia X10 y los más pequeños Xperia X10 mini y X10 mini pro. Parecía que el Xperia X8 iba a ser menos costoso aunque, desgraciadamente, más aparatoso.

La primera vez que sacamos el X8 de la caja su forma abultada nos sorprendió un poco. El intento de curvatura del panel trasero no afecta a la forma cuadrada, y es tan grueso que esperábamos que escondiese un teclado QWERTY deslizante. Sin embargo, solo encontramos una pantalla táctil de 3.2 pulgadas.

Nosotros probamos la versión en color blanco del Sony Ericsson Xperia X8. Nos dio la impresión de ser un celular barato, pues la pantalla estaba enmarcada en plástico color blanco  brillante y el panel trasero era nacarado.

Los botones son una mejora. Hay tres botones plateados de hardware convenientemente colocados a lo largo de la base de la pantalla, con una cámara dedicada y botones de volumen en el lado derecho.

El puerto de carga y los botones de encendido están en la parte superior. El puerto está cubierto para protegerlo y mantenerlo limpio. A pesar de que la cubierta es bastante débil, ayuda a mantener cierto contraste en un fondo blanco.

El botón de encendido también se utiliza para bloquear el celular. Funciona muy bien, y resulta casi imposible hacer una llamada o texto por accidente.

La pantalla del Sony Ericsson Xperia X8 es un poco lo que salva  a este celular, pues utiliza tecnología capacitiva en vez de resistencial, más habitual en celulares de bajo coste. Sin embargo, con solo 320x480 píxeles de resolución, aparece  brumosa y carece de la nitidez de otras pantallas.

Los botones en la parte inferior son una buena adición pues los botones principales de la pantalla táctil están extrañamente colocados.

En lugar de posicionamiento lineal, la pantalla tiene un botón en cada esquina, que de nuevo ofrece un aspecto poco limpio que da al traste con la posibilidad de dar a la pantalla un aspecto fluido y elegante.

Sin embargo, estos botones se pueden personalizar y puede elegir sus 4 aplicaciones preferidas para tenerlas siempre a mano.

Para llegar al menú principal se puede elegir entre el botón plateado del medio o deslizar el dedo por la parte inferior de la pantalla.

Sin embargo, con el arcaico sistema operativo Android 1.6, este movimiento se siente muy lento y otra vez nos recordó que estábamos usando un teléfono barato en lugar de un Android de gama alta.

Un punto positivo es la cantidad de widgets que podemos añadir. Hay varios disponibles, desde Calendario a Facebook, y podemos deslizarnos fácilmente entre las pantallas de inicio para verlos.

Una vez más, sin embargo, el retraso se deja notar, y a pesar de la gran variedad de widgets, el tiempo necesario para llegar a ellos nos puso de los nervios.

La cámara de 3.2 megapíxeles es más que suficiente para este tipo de celular.

El botón dedicado de cámara en el lado derecho facilita su uso y es muy fácil compartir las fotos inmediatamente después de tomarlas gracias a la opción de compartirlas vía MMS, en las redes sociales o por correo electrónico.

Incluye radio FM y el sonido es muy claro, demostrando aquí la experiencia musical de Sony.

El celular tiene una memoria integrada de 128 MB con soporte para MicroSD de hasta 16GB. Sin embargo, para llegar a la ranura tendrá que arrancar la parte posterior del celular, que se siente débil pero resulta fácil.

Las llamadas son claras y el celular presenta un altavoz en la parte superior, que es bastante cómodo.

Aunque enviar mensajes de texto resulta menos agradable. Si bien nos gusta el diseño de la pantalla de los textos, el teclado en la pantalla es demasiado pequeño y hace que sea muy difícil escribir sin cometer errores.

Una vez más, el anticuado sistema operativo se dejó ver aquí.

La duración de la batería tampoco nos impresionó demasiado. Soportó algo más de dos días de uso intensivo, y con un uso bajo parecía durar para siempre - o más de tres días para ser exactos.

Tampoco tardó demasiado tiempo en cargar y nos gustó la comodidad de un micro USB.

Funciona bien pero no tiene la delicadeza de los celulares Android más caros.

Tal vez habríamos caído en la trampa si hubiera sido más atractivo pero como resultó ser tan feo como lento, no invertiremos ni un centavo en el Xperia X8.

Comentarios

Politica de Privacidad | Terminos | Contacto
© 2017 telefonosgsm.com Todos los derechos reservados.